El sonido no viaja en el espacio exterior puesto que no existe ningún medio físico para ello, si convirtiéramos las ondas sonoras en ondas electromagnéticas, estas pueden viajar en el vacío hasta un lugar donde haya un medio de transmisión y con un mecanismo inverso podríamos escucharlas*

una noche de octubre

es el mejor momento

para tocar un meteorito

con ambas manos

y después 

no decirnos nada


tocar-un-meteorito-

con-ambas-manos

una-noche-de-octubre

es ya una palabra 

que ningún idioma

abarca



*Agradezco a Santiago Leboreiro por ayudarme a ponerle un título a este poema.